Puente Real

Consejos de verano para los mayores

Imagen de la nota
Fecha: 28/06/2011

Varias son las recomendaciones realizadas por los geriatras para evitar la deshidratación, la insolación, un golpe de calor y la alteración de la tensión con el consecuente aumento del riesgo de caídas y fracturas en los mayores, dadas las altas temperaturas.

Poner en práctica estos consejos vale la pena para poder disfrutar del verano con la familia, en pareja, o con amigos.

Algunas recomendaciones son:

* COMER LIGERO: Consumir preferentemente frutas y verduras. Bajar el consumo de proteínas. Asimismo es mejor comer más veces en el día pero menos cantidad.

* ABUNDANTE HIDRATACION: En el verano el cuerpo transpira más para lograr enfriarse y mantener una temperatura adecuada, por lo que debe reponerse el líquido perdido. Más cuidado se debe tener si se toma medicamentos de tipo diurético o hipertensores.
En este punto se debe ser muy cuidadoso porque muchos son los mayores que ingieren menos líquido: en un normal proceso de envejecimiento disminuye la sensación de sed dado que el hipotálamo -área del cerebro que produce hormonas que controlan la sed, el hambre, la temperatura corporal- ya no funciona como antes. Asimismo algunas personas beben menos para evitar ir varias veces al baño durante la noche. Por estos motivos es fundamental ingerir líquido -agua, infusiones, caldos-, como mínimo 2 litros por día, aun cuando no se tiene ganas.
También es importante tener en cuenta la ingesta de líquido para evitar la hipotensión -que aumenta el riesgo de caídas y fracturas- y la insuficiencia renal -los riñones pueden estar previamente enfermos pero el problema se manifiesta en el verano por la falta de agua en el organismo-.
* NO CONSUMIR ALCOHOL: El alcohol da más sed y deshidrata.
* POCO O NADA DE SAL: Las personas normotensas tienen que consumir sal en forma moderada; y las hipertensas, nada.
* CUIDADO CON LA EXPOSICION AL SOL: Se debe evitar la exposición a los rayos solares entre las 11 y 17 horas. También se debe usar un factor de protección elevado, un gorro y ropa amplia, suelta, para dejar que el cuerpo se enfríe y de colores claros -preferentemente blanco-. Asimismo, al aire libre se recomienda estar debajo de las hojas de los árboles o plantas, ya que es lo único eficaz a los rayos ultravioletas.
* EVITAR LOS CAMBIOS BRUSCOS DE TEMPERATURA: Permanecer en lugares frescos y a la sombra. Mantener la casa fresca cerrando las ventanas y persianas en las horas de más calor y abrirlas cuando baja el sol. No programar el aire acondicionado en temperaturas excesivamente bajas, preferentemente usarlo entre 22 y 24 grados.
* PREVENIR EL GOLPE DE CALOR Y LA INSOLACION: Los síntomas son parecidos: náuseas, vómitos y desmayos. La insolación se debe a una exposición directa al sol, y por efecto directo de las radiaciones solares causa deshidratación, lesiones en el cerebro, microhemorragias. Y el golpe de calor se debe por estar en un ambiente -no es necesario haber estado bajo el sol- con mucho calor, lo que provoca deshidratación e hipertemia.
* CUIDAR LA PRESION ARTERIAL: Tanto alta como baja, porque ambas aumentan el riesgo de caídas y las consecuentes fracturas -mayormente de cadera-.
* CONTROLAR QUE NO SE HINCHEN LOS TOBILLOS: La forma más fácil de controlarlo es mirar si al quitarse los calcetines queda un surco en la pantorrilla y frente a esta situación ir al geriatra.

Atención al cliente:
924 286 708
924 286 065
Federico Mayor Zaragoza, S/N06006 BadajozFax 924 286 094. atencionresidentes@puentereal.es